13 DE JUNIO
“SU TRISTEZA SE CONVERTIRÁ EN ALEGRÍA”

Aunque ustedes estén tristes, su tristeza se convertirá en alegría (Juan 16:20, DHH).

Para la celebración del Día Mundial de la Salud Mental de 2021, la Organización Mundial de la Salud (OMS) lanzó la campaña “Atención de salud mental para todos”. ¿Por qué la OMS está interesada en este tema? Por varias razones. La primera tiene que ver con que la pandemia de la COVID-19 aumentó enormemente los niveles de depresión en la población mundial. En estos momentos la depresión es la principal causa de discapacidad en todo el mundo. La segunda, porque afecta a más de trescientos millones de personas; y la tercera, porque en el peor de los casos, la depresión lleva al suicidio. La OMS estima que para el 2023 dicho trastorno ocupará el segundo lugar entre las enfermedades, superada solo por las afecciones cardiovasculares.
Resulta paradójico que, aunque vivamos en una época en la que los seres humanos supuestamente estamos permanentemente ocupados, activos y conectados con medio mundo, haya más gente deprimida que nunca. Parece que la cultura del espectáculo nos ha alejado de nosotros mismos y de los demás. Deportistas, políticos, artistas, gente famosa, han quedado amarrados a un estado depresivo que los ha colocado al borde mismo de la muerte. La depresión también afecta a los jóvenes, a las amas de casa, a los obreros, a todos. En cualquier momento podríamos recibir su fatal visita.
Si bien es cierto que la fe en Dios constituye un componente clave para lidiar eficazmente con la depresión, esto para nada indica que los creyentes no podemos ser afectados por ella. No deja de ser significativo que personajes bíblicos como Ana, Noemí, Elías, David, Job o Jeremías parecen haber experimentado momentos de gran depresión. En medio de su agonía y tristeza, el salmista declaró: “Mis lágrimas son mi alimento” (Salmo 42:3, DHH). Jeremías no se queda atrás y suspira: “Mis ojos se llenan de lágrimas, pues no tengo a nadie que me consuele, a nadie que me dé nuevo aliento” (Lamentaciones 1:16, DHH). Las palabras de Jesús seguramente reflejan la situación actual de muchos: “Siento en mi alma una tristeza de muerte” (Marcos 14:34, DHH).
Si te sientes triste, aférrate a esta maravillosa promesa bíblica: “Aunque ustedes estén tristes, su tristeza se convertirá en alegría” (Juan 16:20, DHH). En Cristo hay no solo salud mental para todos, sino plenitud espiritual.
===================
YO ESTOY CONTIGO
Devoción Matutina Para Adultos 2023
Narrado por: Roberto Navarro
Desde: Montreal, Canada
===================
|| www.drministries.org ||
===================