22 DE AGOSTO
PEQUEÑOS DETALLES
Yo, Tercio, que escribí la carta, los saludo en el Señor (Romanos 16:22).
PABLO ES EL AUTOR DE LA CARTA A LOS ROMANOS, pero Tercio, aunque fi| gura en la Biblia solo en este versículo, brindó su talento como escriba para que esta carta iluminara al mundo.
En la vida espiritual, son los detalles, quizá los más pequeños, los que muestran el poder del evangelio en una persona. Es decir, ningún adventista del séptimo día robaría a mano armada, sería un asesino serial o se inclinaría ante imágenes para adorarlas. Esos son pecados «grandes» que solo los cometen personas que no conocen al Dios de las Escrituras.
Pero hay otro tipo de actos pecaminosos, pequeños, diminutos, que no todos los adventistas pueden afirmar estar libre de ellos. ¿A qué me refiero? En Mateo 7: 1-4 Jesús nos pide que no juzguemos para que no seamos juzgados. Sin embargo, ¿quién podría afirmar estar excepto de criticar y condenar a sus semejantes? En el cuarto mandamiento Dios nos pide que guardemos el día sábado. Pero, ¿quién no se ha sentido culpable por haber hablado o pensado en temas profanos en el día del Señor? Jesús dijo en Mateo 5:28 que quien mira a una mujer para codiciarla, ya cometió adulterio en su corazón. Sin embargo, ¿cuántos cristianos podrían decir delante de Jesús que nunca miraron lujuriosamente a una mujer ajena? Y así podríamos hablar del mal uso del tiempo, de la escasez de oración y lectura bíblica, de la pereza espiritual y de muchos otros detalles que parecen pequeños, pero que muestran el valor que cada persona le da al evangelio.
¿Por qué son importantes los pequeños detalles de la vida espiritual? «Cada alma hereda ciertos rasgos de carácter no cristianos. Es una grandiosa y noble obra de toda la vida, mantener bajo control esas tendencias hacia el mal. Son las cosas pequeñas que se cruzan en nuestra senda las que probablemente nos hacen perder el dominio propio. El Señor ha de honrar a quienes en esta vida son fieles en las cosas pequeñas […] A estos no se los encontrará faltos cuando les sobrevengan pruebas mayores. Aquellos que honran a Dios en las cosas pequeñas de la vida diaria se desarrollarán como hombres y mujeres de sano juicio» (Elena G. White, Cristo triunfante, p. 172).
Es posible que para la opinión de muchos Tercio no haya tenido un rol protagónico en la iglesia, pero para Dios fue un instrumento útil y necesario para que un gran mensaje ayudara a sus hijos en todos los tiempos. En la vida espiritual serán también los pequeños detalles los que muestren el grado de fidelidad que tenemos hacia nuestro Salvador.

===================
EJEMPLOS Y ENSEÑANZAS DE LAS ESCRITURAS
Devoción Matutina para Jóvenes 2022
Narrado por: Daniel Ramos
Desde: Connecticut, Estados Unidos
===================
|| www.drministries.org ||
===================