MARTES, 07 DE MAYO
LOS DOS TESTIGOS SON ASESINADOS
La guerra que se hizo en Francia contra la Biblia durante tantos siglos llegó a su mayor grado en los días de la Revolución. Esa terrible insurrección del pueblo no fue sino resultado natural de la supresión que Roma había hecho de las Sagradas Escrituras. Fue la ilustración más elocuente que jamás presenciara el mundo, de las maquinaciones de la política papal, y una ilustración de los resultados hacia los cuales tendían durante más de mil años las enseñanzas de la iglesia de Roma.

La supresión de las Sagradas Escrituras durante el período de la supremacía papal había sido predicha por los profetas; y el revelador había señalado también los terribles resultados que iba a tener especialmente para Francia el dominio “del hombre de pecado” (El conflicto de los siglos, p. 270).

[Este evento ocurrió durante una visita que hizo Elena G. de White a Nimes, Francia, donde ayudó a D. T. Bourdeau a predicar en unas reuniones evangelizadores de carpa]

Aquella tarde [el 2 de noviembre] [el pastor Bourdeau] nos hizo acompañarlo a la catedral [de Valencia, Francia] y contemplar el busto de Pío VI, señalado en la profecía, que fue llevado al cautiverio y murió en el cautiverio. Allí estaba el señalado en la historia que recibió la herida mortal. Su corazón está encerrado en el monumento de mármol bajo el que se encuentra el busto. Nos sentimos muy solemnes al contemplar el monumento de este hombre señalado en la profecía (Manuscript Releases, t. 8, p. 354).

Las mismas dificultades que fueron creadas para estorbar la restauración y el desarrollo de la obra de Dios, las grandes montañas de dificultades que surgieron en el sendero de Zorobabel, serán enfrentadas por todos los que hoy son leales a Dios y a su obra. Se usan muchos inventos humanos para llevar a cabo planes según el parecer y la voluntad de hombres con los cuales Dios no trabaja. Pero la demostración de que Dios está al lado de su pueblo no consiste en palabras jactanciosas ni en una multitud de ceremonias. El supuesto poder de los agentes humanos no decide esta cuestión. Los que se oponen a la obra del Señor pueden ser un estorbo por un tiempo; pero el mismo Espíritu que siempre ha guiado la obra del Señor la guiará hoy. “No con ejército, ni con fuerza, sino con mi Espíritu, ha dicho Jehová de los ejércitos” (Comentarios de Elena G. de White en Comentario bíblico adventista del séptimo día, t. 4, p. 1200).

Estamos empeñados en un tremendo conflicto, y este se tornará más premioso y definido a medida que nos aproximemos a la lucha final. Tenemos un adversario que no duerme, y que trabaja constantemente con las mentes humanas que no han tenido una experiencia personal en relación con las enseñanzas del pueblo de Dios durante los cincuenta años pasados. Algunos tomarán la verdad que se aplica a su tiempo y la colocarán en el futuro. Acontecimientos de la secuencia profética que se han cumplido en el pasado son colocados en el futuro, y así es como, a causa de estas teorías, se debilita la fe de algunas personas (Mensajes selectos, t. 2, pp. 117, 118).

===================
NOTAS DE ELENA
MATERIAL COMPLEMENTARIO DE ESCUELA SABÁTICA
II TRIMESTRE DEL 2024
Narrado por: Patty Cuyan
Desde: California, USA
===================
|| www.drministries.org ||
===================